Café mocha helado casero

Ayer al mediodía me dio muchas ganas de tomar café,  pero hacía tanto calor que tan pronto me vinieron las ganas, así mismo se me fueron.  Pero…¡tiiiiin! (sonido de campana) se me encendió el bombillo y me acordé que en vez de tomarlo caliente, podía tomarlo helado. ¡Hummm!

Así que busqué los “gadgets” de mi Magic Bullet y todos los ingredientes. Colé café, saqué el azúcar turbinada, la leche de soya, hielo, polvo de chocolate, mi vasito favorito y mi sorbetito (popote o pajita). Además, lo coroné con un crema batida hecha en casa y ¡zás!….así quedó.

Les comparto aquí mi receta:

Café Mocha Helado Hogareño

  • 2 tazas de café con leche y azúcar a tu gusto (yo lo hago un poquito más cargadito que lo normal porque los hielos aguan un poco el sabor. Yo utilizo café de garbanzo, leche de soya y azúcar turbinada.)
  • 1 cucharada de chocolate en polvo
  • 1 – 1.5 tazas de hielo (de 5 a 10 cubos de hielo aproximadamente)

Echa todos los ingredientes en la batidora (me encanta usar mi Magic Bullet para esto) hasta que los hielos estén y bien picaditos. Ya tienes listo tu café. Ahora prepara la crema batida hogareña para coronarlo.

Crema Batida Hogareña

  • 1 taza de crema (leche) espesa
  • 1/2 – 1 cucharada de azúcar turbinada

Yo mezclo estos dos ingredientes en mi Magic Bullet y al minuto tengo crema batida lista. ¡Tan rica! Me imagino que en tu batidora o procesador de alimentos quedará igual de rico. Bátelo hasta que espese.

Ahora echa el café mocha helado en un vaso alto, lo coronas con crema batida y lo tomas con un sorbeto.

Cuéntame cómo te gustó. Sabe mejor que los que compras en la calle, te lo aseguro. Todos en casa se pusieron contentos al recibir esta sorpresita con el desayuno de hoy y abrieron los ojos cuando lo probaron porque quedó bieeen rico.

¿Qué bebidas inventas para refrescarte?

Camarones en salsa de mangó

El domingo pasado sorprendí a Manuel con unos camarones en salsa de mangó con spaghetti en salsa Alfredo. ¡Se quedó boquiabierto de lo bueno que quedaron!

Siempre me ha gustado la combinación del mangó en las comidas. Es deliciosa la combinación de sabores dulces y salados en la comida. ¡Humm! ¡Qué rico!

Aquí les comparto la receta que adapté del portal de Cielito Rosado:

INGREDIENTES


 

¼ taza aceite de oliva
2 lbs. camarones medianos, limpios y adobados con 2 cditas. sal, 2 cditas. ajo, 2 cdas. aceite de oliva
½ taza harina de trigo
½ taza cebolla picadita
½ taza c/u pimiento verde y rojo picadito
2 cditas. ajo triturado
2 cdas. cilantrillo picadito
½ taza jugo de mango (este lo hice con poniéndo la pulpa de un mangó en la batidora)
½ taza mango maduro picadito

PROCEDIMIENTO


Limpia los camarones, adoba y deja aparte.
Pasa los camarones por harina de trigo.

Yo los hice más empanados que lo que recomienda la receta. Así que pueden variar según gusten echándole más o menos harina de trigo.

En una sartén mediana echa el aceite de oliva. Echa los camarones en porciones pequeñas hasta que queden doraditos, y repite el procedimiento hasta terminar y deja aparte.

En la misma sartén echa un chorrito de aceite de oliva, calienta y echa la cebolla, pimientos, ajo y saltéa a temperatura mediana por 2 a 3 minutos.

Añade el jugo de mangó reducido, los mangoes picaditos, los camarones, cilantrillo y sirve inmediatamente. Yo los acompañe con pasta en salsa alfredo hecha en casa.

¡Buen provecho!

Varios lectores me pidieron la receta de la salsa alfredo hecha en casa que los nenes hicieron en la Cocina Calzada. Estén pendientes que mañana la publico.

Sopa de Tortilla

 

La sopa de tortilla es una  receta muy especial para mi familia por lo que se ha convertido en parte esencial de nuestro menú. Es una receta fácil, ligera y nutritiva. Consiste de habichuelas negras, maíz y vegetales con un toque de queso rallado, tortillas trituradas y aguacate. Los que comen carne pueden añadirle pollo, si desean. Para hacerla más saludable, prefiero preparar el caldo de vegetales en casa y así evitar el consumo de sodio en exceso y los preservativos de los caldos comerciales. A mi familia le encanta que fría las tortillas en casa porque saben muy bien y le da el toquecito “homemade” que tanto les encanta. En la receta les estaré dando mis tips para que puedan tener un resultado exitoso.


Tiempo de preparación: 20 minutos / Tiempo de coción: 20 minutos / Servicios:8

Ingredientes:

  • 1 cebolla picadita
  • 4 dientes de ajo picaditos
  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • 2 cucharaditas de polvo de chile (chili powder)
  • 1 cucharadita orégano seco
  • 2 ó 3 tomates picados (alternativa: 1 lata de 28 oz. de tomates crushed)
  • 32 oz. de caldo casero de vegetales (alternativa: 1 lata de 10.5 oz de caldo de vegetales o de pollo más 1 1/4 taza de agua)
  • 1 lata de maíz cocinado (yo los sofrío en una cucharada de mantequilla por 5 minutos)
  • 1 lata de 15 oz. de habichuelas negras (sin el caldo)
  • 1/4 taza de cilantro fresco
  • 5 ó 6 tortillas de harina (ver receta abajo. Alternativa: 1 bolsa de tortillas chips comerciales)
  • aguacate en rebanadas
  • queso rayado

Opcional: dos pechugas deshuesadas, cocinadas y cortadas en pedacitos (alternativa: 1 lata grande de pollo enlatado desmenuzado)


Procedimiento:

  • 1. En una olla mediana, calienta el aceite en fuego moderado. Sofríe la cebolla y el ajo en el aceite hasta que se pongan suave. Añade y revuelve el polvo de chile, orégano, los tomates y el caldo. Súbelo hasta hervir y luego cocínalo a fuego lento por 5 a 10 minutos.
  • 2. Mientras en una olla aparte, cuece el maiz a fuego lento en una cucharada de mantequilla derretida de 3 a 5 minutos.
  • 3. Añade el maíz, las habichuelas, el cilantro y el pollo (opcional) a la sopa. Déjalo cocinar a fuego lento por 10 minutos.
  • 4. Sirve la sopa en platos hondos individuales y para coronarla, ponle tortillas trituradas o en tiras, pedacitos o rodajas de aguacate y queso rayado.

Consejito: para que tenga una apariencia agradable, yo sirvo el plato hondo sobre un plato plano y en el mismo añado tortillas adicionales. ¡En mi casa disfrutan mucho que les sirva gourmet!

 


Caldo de vegetales hecho en casa

Esto es bien facilito. Durante la semana yo voy guardando en el congelador los desechos o sobras vegetales de los ingredientes que utilizo para cocinar. Los guardo en una bolsa grande con cierre hasta que la lleno. Una vez tengo la cantidad que necesito, los hiervo en agua en una olla grande y le echo sal a gusto. Luego cuelo el líquido y lo congelo hasta que lo necesite en alguna receta.


En cuanto a los vegetales que se deben usar, pues es bien sencillo. No se compliquen; usen lo que tienen a mano a diario. Yo utilizo la hoja de las mazorcas, la cáscara, tallos y desechos de la cebolla, pimientos, cebollines, tomates, lechugas, espinaca y recao, la cáscara de las papas y las yautías. Si hiervo papas, batatas u otros vegetales, también congelo este líquido porque le añade sabor al caldo de vegetales. ¡Esta es otra manera de reciclar y ahorrar!

Tortilla chips hechas en casa

Estas tortillas se pueden hacer de tortillas de maíz o de harina. Yo utilizo las mismas tortillas que se usan para hacer burritos, quesadillas o wraps. Para las tortillas de maíz, tomo de 5 a 6 tortillas, las pico en triángulos y las hecho a freír hasta que estén doraditas. Cuando las hago de harina, las corto en tiras largas y las hecho a freír.

Arroz Frito: Receta Aprobada para el Menú Familiar

Esta receta vino para quedarse. Es un éxito porque es una comida completa que no necesita acompañantes. Es facilito hacerlo y se cocina rápido…digo una vez tengas el arroz blanco hecho. Como a los nenes les gusta, aprovecho para que coman vegetales sin que se den cuenta ni les cause un trauma.

INGREDIENTES:

1-2 Cdas. aceite
2 Cdas. de cebolla picadita
1-2 dientes de ajo picaditos
1/2 taza de pimiento rojo picadito
1/4 taza de cebollines picaditos
3 Cdas. de salsa soya (aconsejo usar la que es libre de gluten y baja en sodio)
1 taza de germinados de habichuelas (bean sprouts)
2 huevos revueltos cocinados (revoltillo de huevo)
1/4 taza de cashew nuts en mitades

PROCEDIMIENTO:

  1. En un sartén grande o  wok, sofría  el ajo y la cebolla a fuego mediano en el aceite de su preferencia hasta que estén translúcidos.
  2. Añada el pimiento y los cebollines y sofría de 3-5 minutos más aproximadamente.
  3. Eche la salsa soya sobre los vegetales y seguido añada el arroz cocido. Con una espátula,  mezcle constantemente hasta que la salsa soya quede distribuida en el arroz y en los vegetales. (Que todo el arroz quedé del color de salsa soya.) Nota: Si cree que la cantidad de arroz es poco para su familia o quiere que sobre para el almuerzo de mañana, puede echarle más arroz pero le aconsejo hacerlo poco a poco. Si necesita más salsa soya, añada pero con moderación. Recuerde que los ingredientes que faltan le van a añadir volumen.
  4. Añada el revoltillo, los cashew nuts y los germinados de habichuela. Siga mezclando hasta que quede distribuido uniformemente.
¡Ta rááán! He aquí mi arroz frito. Me quedó lindo, ¿verdad?

El arroz frito es bien versátil porque los carnívoros pueden añadirle carne, los vegetarianos pueden añadirle tofú y vegetales adicionales,  y los que les gusta todo pues…tienen espacio para crear.

Mi esposo no cambia este arroz por el de los restaurantes. La primera vez que lo hice quedó encantado y me dijo que lo podía repetir cuando quisiera. Viniendo de este ‘catador de comida aficionado’ para mí esto fue más que un alago, fue un reto para experimentar con la receta. Así que lo he hecho con mini camarones y pedacitos de piña y queda ¡hummmm! riquísimo. Esas piñas calientitas son exquisitas. De pensarlo se me hace la boca agua.

Hoy lo acompañé con tofú con salsa teriyaki hecha en casa. ¡No digan que no les gusta el tofú sin haberlo probado! Yo sé que eso de tofú suena raro, pero denle una oportunidad  y me darán la razón. La semana entrante publicaré la receta, así que pendiente.